21 de noviembre de 2019
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google+
Buscar
Publicidad Suscripción al boletín

SEGUNDA DIVISIÓN

Dura derrota para un Soliss Talavera que se queda en una situación crítica

FOTO: Soliss FS Talavera
FOTO: Soliss FS Talavera

Llegó el día de la verdad para el Soliss Fútbol Sala Talavera y no dio la talla. Una victoria daba la salvación, el pabellón presentaba quizá su mejor entrada de la temporada con más de 2.000 espectadores), la afición estuvo entregada desde el minuto 1 al 40 y con todo esto no fue suficiente para derrotar a un Colo Colo Zaragoza que llegaba en peor situación en la tabla y que, tras su victoria por 4-9 hunde a los cerámicos en los puestos de descenso. 

Todo le fue de cara al Colo Colo Zaragoza desde el minuto uno con el error defensivo de Justo Cáceres, Panucci que no llegaba a cortar la bola en la cobertura, dejaba sólo a Muniesa frente a Rafa Luque, la bola salía alta tras rechazar el meta, Fran Tabuenca que la prolongaba y Diego Sancho que colaba su remate en la red. Veinte segundos y ya comenzaban los despropósitos. Intentaba rehacerse Talavera, que tuvo el empate tras un balón rechazado por
Basmalis a tiro de Jesús Jiménez que Sergio intentaba enganchar de tacón y acababa en el suelo ante la marca de Muniesa.

De aquí en adelante, absolutamente nada bueno para los intereses locales. Los de Alfonso Rodríguez generaban y generaban ante un rival que ni los cambios le hacían cambiar la cara. Los postes y Rafa Luque sostenían a un conjunto local que estaba más cerca del 0-2 que del
1-1 y así fue. Otra concesión defensiva, en este caso de Quique Hernando, le ponía en los pues a Carlos García el segundo. Las cosas se le ponían peor al conjunto cerámico cuando, pasado el ecuador de la primera mitad, Trasobares enganchaba un voleón que se colaba de manera inapelable entre los tres palos. Los locales se perdían en protesta tras protesta ante un equipo que estaba siendo intenso, todo lo contrario que les ocurría a ellos. 

Y apareció un pequeño faro de luz llamado 'Chino'. El madrileño intentó echarse el equipo a sus espaldas. Peleó, se fajó y bregó. Consiguió hacer el 1-3 que daba un poco de esperanza a los trece minutos en un mano a mano con el meta. Un poquito de luz se abría en el Primero de Mayo, pero otra vez la tormenta. Anass, que llevaba apenas un par de minutos en el terreno de juego, veía dos amarillas prácticamente de manera consecutiva y se iba a la calle. Inferioridad a defender, muy bien defendida, la verdad, pero a falta de siete segundos para recuperar al hombre de menos, llegaba el cuarto con un latigazo de Carlos García, que cogía el rechace al remate suyo anterior repelido por el meta y volvía a pegar desde la frontal y hacer el 1-4.

De este revés intentó dar respuesta el conjunto local, que por medio de Chino tuvo varias acciones claras para recortar distancias, como también Caio Alves que vio como el travesaño repelía su tiro. De lo que pudo ser el 2-4 a renglón seguido pasábamos al 1-5 se metía por mitad de cancha Muniesa, ni Sergio ni Caio llegaban al corte y fusilaba para el quinto con el que se llegaba al descanso.

Segunda Mitad

Las cosas no mejoraron para los locales nada más arrancar la segunda parte, puesto que tuvieron los talaveranos el segundo, pero a Chino le taponaban el tiro, como también a Caio Alves, quien se iba al suelo, movía la portería y el remate de Sergio se estrellaba en la madera. No entraba en un lado, sí que lo hacía en el otro. Contraataque maño de costa a costa, Chino que en su intento de despejar sirve hacia Muniesa y éste, tras quebrar a Caio Alves, hace el sexto que obligaba al Soliss FS Talavera a jugársela de cinco en los quince minutos  restantes. Y la primera en la frente, porque una pérdida obligaba a Asensio a correr en busca de la bola, tocaba ésta con la mano fuera del área y los colegiados estimaban que era roja directa.

Segunda expulsión, aunque más bien era la tercera, porque Juan Antonio Rubio, el encargado de material, ya lo había sido en la primera parte. Otra superioridad a defender, pero en esta no hizo ni falta. Diego Sancho la ponía en la escuadra en la falta en la frontal y hacía un ya sangrante 1-7. Y todavía quedaba un mundo, pero estaba ya todo el pescado vendido.
Maquillaje le pondría Sergio en el 28 con un remate al primer palo con el que superaba por alto a Basmalis. Chino buscaría recortar más la renta, como también Jesús Jiménez. Ambos marcarían, pero también lo harían entre medias de ambos goles tanto Diego Sancho como el meta Basmalis, ambos a puerta vacía.

Con el 4-9 moría el partido y moría la esperanza de la salvación directa por parte del Soliss Fútbol Sala Talavera, quien deberá jugarse la próxima semana una permanencia que ahora mismo y viendo la dinámica por la que marcha el equipo es toda una utopía, pero ya sabemos eso de que la esperanza es lo último que se pierde.

COMPARTIR: