COPA DE LAS REGIONES UEFA

Castilla-La Mancha se queda al borde de la eliminación tras ceder con Galicia en un partido gris

FOTO: Captura Federación Gallega de Fútbol. FOTO: Captura Federación Gallega de Fútbol.

Castilla-La Mancha ha dicho prácticamente adiós a sus opciones de seguir adelante en la Copa de las Regiones UEFA después de perder por 2-0 ante Galicia en un partido con escaso brillo. Y es que la bicolor apenas tuvo opciones claras para poner en aprietos a su rival y, tras encajar el 1-0, no mostró la capacidad de reacción suficiente como para dar la vuelta al marcador. 

El cuadro regional comenzó el choque, eso sí, con determinación y hambre por dominar. De hecho, disfrutó de las dos primeras ocasiones en dos tiros de Sevilla y Fuentes que terminaron saliendo por la línea de fondo. La respuesta de Galicia fue más que contundente. En una falta botada al corazón del área en el minuto 9, a Castilla-La Mancha se le complicó la tarea del despeje y el balón acabó cayendo llovido en el punto de penalti a Brais, que empalmó un gran remate ante el que nada pudo hacer el cancerbero regional. 

Trató de reponerse entonces el combinado castellano-manchego, gestionando más posesión de balón, pero sacándole escaso rédito a la misma. Y es que a los regionales les faltaba precisión en los metros finales para crear situaciones de verdadero peligro sobre le marco gallego, más allá de un balón al espacio para Fuentes que el colegiado acabó anulando por fuera de juego. 

Segunda Mitad

En la segunda parte, el choque se reinició con la misma tónica con la que había llegado al descanso. De nuevo Castilla-La Mancha intentaba amasar posesión de balón con la confianza de que fueran llegando las ocasiones, pero su peligro se redujo a un acercamiento de Chabo que atajó el guardameta local. Esta mejora del combinado bicolor no impidió que Galicia tuviera sus opciones para lograr la sentencia, una de las más claras la tuvo que salvar incluso Gonzalo bajo palos. 

Daba la sensación de que los locales podrían cerrar el choque en cualquier momento ante la falta de profundidad de Castilla-La Mancha y así sucedió en el minuto 81. De una buena jugada no finalizada por los visitantes montaron los gallegos un contragolpe por la izquierda que resultó mortal. El balón le acabó llegando dentro del área a Josiño, quien sólo tuvo que dirigir su lanzamiento a la red ante una desordenada zaga. 

Con todo perdido, se animó Castilla-La Mancha, que bien pudo recortar distancias con un disparo de Mondi que Cortegoso acabó enviando a córner. Escaso bagaje, en cualquier caso, par darle la vuelta a un marcador muy duro que deja a la bicolor prácticamente eliminada, puesto que necesita que Ceuta gane a Galicia y después imponerse en su último duelo frente a los norteafricanos. 

Compartir