'PLAY-OFF' A SEGUNDA B

El CD Toledo supera un momento crítico y llegará vivo a la batalla de Las Llanas

FOTO: CD Toledo
FOTO: CD Toledo

El CD Toledo sigue en el filo de la navaja y se jugará su supervivencia en los 'play-off' de ascenso a Segunda B en Sestao. Si es bueno o malo, depende del cristal con que se mire el resultado obtenido por los verdes en el Salto del Caballo. Si bien la premisa en este tipo de duelos pasa por no encajar gol en casa, cuando se recibe uno en el primer minuto, el mal menos er sacar al menos el empate. 

Así les sucedió a los verdes, a los que no les dio tiempo a poner a prueba a un Pascu que jugó a pesar de estar prácticamente descartado cuando encajaron el primero. No se habían consumido ni 40 segundos cuando Txema Pan se sacó un disparo mortífero desde la frontal ante el que poco pudo hacer Machuca para evitar el 0-1.

Lo normal entonces para cualquiera es descomponerse, desorganizarse y tirar por el desagüe toda la eliminatoria. Pero el CD Toledo es un equipo acostumbrado a que le pase esta temporada todo lo malo. Y cuando se utiliza la palabra 'todo' se hace con conocimiento de causa. No hay hay dificultad a la que no se hayan enfrentado los capitalinos este curso y por ello verse por detrás en el marcador no les hundió en la más absoluta miseria. Muy al contrario, primero lo asimilaron y después se repusieron. 

Poco a poco fueron mejorando los locales, muy apoyados por su gente, para ir acercándose a la portería visitante. Así, fue Rubén Moreno el primero que probó fortuna sobre la meta contraria con  un disparo que atrapó con mucha seguridad Ibón Barandiarán. Las cosas estaban complicada pero en el Salto del Caballo dejó de llover, a pesar de los más de 30 grados que se registraron, en el minuto 17. Un córner bien botado por Álvaro Antón no acertó a despejarlo la zaga vasca y le acabó cando manso a Pepe Delgado, cuyo disparo se convirtió en el empate a uno. 

A partir de entonces, el choque entró en una fase de indefinición que se mantuvo prácticamente hasta el final. El CD Toledo no estaba lo suficientemente inspirado como para romper la ordenada zaga de un Sestao al que parecía servirle el 1-1. Si era porque no daba para más o porque realmente tiene la confianza suficiente como para romper la eliminatoria en Las Llanas es algo que se desvelará en el choque de vuelta, pero hasta el descanso lo cierto es que la única opción de peligro a rescatar fue un remate de Monteiro que atrapó Machuca sin dificultades. 

Escasas Ocasiones

En la segunda mitad, el miedo a perder se impuso a la valentía de ir a por el triunfo y el partido perdió quilates. El calor y los cambios tampoco ayudaron a que se apreciara un ritmo fluido de juego y el CD Toledo fue el primero que movió ficha, introduciendo a Cifu por Mario Serrano pero sin llegar a cambiar sustancialmente el decorado de un choque que pedía un centrocampista más en el cuadro verde. 

Así, el Sestao se sintió cómodo en su papel de defender y llevarse la mayor parte de los balones divididos, a la espera de que alguna ocasión se le presentara para establecer el 1-2. Primero Eneko Rubio remató a las manos de Machuca en el 60, mientras que dos minutos después fue Huidobro el que ejecutó un disparo desde la frontal que se le fue alto. 

La falta de acierto provocó que el Sestao no quisiera arriesgar más de la cuenta y entonces el CD Toledo dio un paso al frente, pero le faltó precisión en los metros finales para llevarse un mejor botín. Sin ir más lejos, en una jugada en la que Manu Gavilán habilitó bien a Iván Bueno, pero el extremo no supo superar a  Ibón Barandiarán en el mano a mano en el minuto 82. 

Con el tiempo consumiéndose y el 1-1 en el marcador, ambos parecieron conformarse y decidieron dejarlo todo para resolverlo en Las Llanas. El resultado, obviamente, es favorable de partida al Sestao. Sin embargo, el CD Toledo ha salvado un duelo crítico, con un lateral lesionado jugando como central y un partido en contra desde el inicio, y con una semana de margen puede estar en disposición de darle la vuelta a la tortilla si los vascos no ofrecen algo más. 

COMPARTIR: