La Pregunta

La Pregunta


EDCM

¿Por qué ha sido bueno para CLM no depender tanto del turismo como otras regiones?

Baleares ha sido la comunidad más castigada por la crisis del coronavirus al registrar un hundimiento de su Producto Interior Bruto (PIB) del 27% en 2020, algo similar a lo que ha ocurrido en otras regiones cuya economía depende en su mayor parte de la actividad derivada del turismo. Frente a esas regiones se sitúan Extremadura y Castilla-La Mancha, cuyas provincias han sufrido la menor pérdida del PIB del conjunto de autonomías.

Así lo muestra el informe publicado este miércoles por el Banco de España sobre ‘La evolución de la actividad en las provincias españolas a lo largo de 2020 y sus determinantes’. El mapa resultante muestra que las islas y el arco mediterráneo fueron las zonas más golpeadas frente a las zonas de interior. Mientras, Badajoz y Cáceres (-5,3%) fueron las provincias que según esta estimación menor PIB habrían destruido, seguidas de Ciudad Real (-5,7%), Cuenca y Zamora (-6,4%), Guadalajara (-6,5%), Toledo y Soria (-6,7%), Teruel (-7%), Albacete (-7,4%), Lérida y Lugo (-8%). También tuvieron un efecto económico menor al resto Ceuta y Melilla, ambas con un -4%.

Seguido de Baleares en caída del PIB se encuentran las islas canarias de Las Palmas y Santa Cruz de Tenerife, que han cedido un 21% y 19%, respectivamente, por el desplome de la actividad del sector turístico a consecuencia de la pandemia y la falta de industria en la zona. Les siguen las provincias de Málaga (-17%), Gerona (-14,2%) y Alicante (-13,5%). Todas ellas muy vinculadas al turismo.

Por el contrario, las provincias con descensos más moderados habrían sido, como ya hemos indicado, las de Extremadura o Castilla-La Mancha, además de Zamora y Teruel. En todos estos territorios hay una menor exposición al turismo y un mayor peso de los sectores menos afectados por el Covid-19, como la agricultura.

Entre los dos grandes motores económicos, Madrid perdió un -10,5% y Barcelona, un -11,7%, ambas entre el -11% de la media nacional. "Solo diez provincias habrían registrado caídas de la actividad mayores que la media nacional (11%), pero su peso en el PIB total de España es aproximadamente de un 33%", señala el Banco de España.

Compartir