La Pregunta

La Pregunta

EDCM

¿Qué castellano-manchego habla más claro que nadie contra el trasvase pero desmarcándose de la Junta?

2019/08/13/115362_ca9txilxiaatusgde.jpg
Miguel Ángel Sánchez

Aunque es palpable que la mayoría de los castellano-manchegos son contrarios al trasvase del Tajo-Segura, la realidad es que son pocos y pequeños los colectivos ciudadanos que, desde fuera de la política, trabajan en defensa de los intereses hídricos y medioambientales de Castilla-La Mancha. Entre ellos, quizá el más combativo y efectivo sea la Plataforma en Defensa de los Ríos Tajo y Alberche de Talavera de la Reina (Toledo), presidida por Miguel Ángel Sánchez. Y ha sido este activista talaverano, de nuevo, el que ha levantado la voz con más contundencia e independencia contra el trasvase de 20 hectómetros cúbicos propuesto para el mes de agosto, cuando los embalses de la cabecera del Tajo, Entrepeñas y Buendía, superan por poco el 20 por ciento de su capacidad.

En unas combativas declaraciones ofrecidas a la Agencia EfeSánchez se ha desmarcado de la línea oficial en defensa del agua liderada por el Gobierno castellano-manchego, instado al Ejecutivo presidido por el socialista Emiliano García-Page a exigir un cambio en la política hídrica "con acciones contundentes". Para ello, ha instado a "empezar a estudiar jurídicamente" cómo ir contra el Gobierno central por el incumplimiento de las sentencias del Tribunal Supremo que obligan a fijar caudales ecológicos y a mantener el buen estado de las masas de agua en tramos de Castilla-La Mancha. "Que se pongan a trabajar, dejen de lamentarse y se dejen de teatrillos", ha reclamado el presidente de la plataforma del Tajo y el Alberche, que reclama más contundencia a la Junta.

De hecho, Miguel Ángel Sánchez ha calificado la nueva derivación de 20 hectómetros cúbicos propuesta por la Comisión Central de Explotación del Acueducto Tajo-Segura para el mes de agosto como "una bofetada al sentido común, al Tajo y a Castilla-La Mancha", así como "una bofetada por parte del Gobierno de España al presidente autonómico". Para el presidente de la Plataforma, "hacen falta gestos y ahora mismo los únicos gestos son de desprecio y chulería por parte del gobierno de Pedro Sánchez".

Y es que la Plataforma considera que los trasvases no están justificados porque hay agua "de sobra" para beber en el Levante, puesto que los embalses de la cuenca del Segura almacenan una "cifra récord" de 166 hectómetros cúbicos de agua del Tajo, que darían para abastecer a Toledo y Talavera durante, aproximadamente, 25 años. Así, el presidente del colectivo considera que los últimos trasvases aprobados por el Gobierno de España son "meramente políticos" y que se han realizado "para mantener tranquilo al avispero de los trasvasistas".

Asimismo, Miguel Ángel Sánchez ha considerado que "en algún momento" alguien tendrá que revisar quién firma esos envíos de agua y quién los autoriza "anteponiendo una decisión política a cinco sentencias del Supremo". Para el presidente de la Plataforma en Defensa de los Ríos Tajo y Alberche de Talavera, el Gobierno de España está "trabajando para los de siempre: para el looby del trasvase y en contra de los intereses de Castilla-la Mancha", mientras que la Junta no está poniendo todo de su parte para evitarlo.

COMPARTIR: