20 de febrero de 2018
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google+
Buscar
Publicidad Suscripción al boletín

Toyota Land Cruiser 2018, un clásico muy moderno

Motor Lobby
Ya ha llegado la esperada renovación del Toyota Land Cruiser 2018. Sin salirse de su esencia robusta y todocamino, incorpora interesantes elementos tecnológicos y mejora el confort a bordo.

Toyota ha actualizado el Land Cruiser por dentro y por fuera. La marca ha conseguido que su clásico todocamino se convierta en un un modelo a la vanguardia en cuanto a seguridad, tecnología y conectividad, mantienendo las características que le han hecho triunfar en sus 65 años de historia. La marca quiere continuar con su buen ritmo en ventas con esta modernización.

Las principales mejoras pasan por la durabilidad y la fiabilidad, dos características que han marcado diferencias en la trayectoria modelo. Por supuesto, todo ello viene aparejado a una mejora de la calidad en sus materiales y la esencia off road de un 4x4. Se trata de un todoterreno, no un SUV a los que estamos tan acostumbrados hoy en día. 

Sus argumentos pasan por un diseño exterior más moderno y robusto, un habitáculo de mayor calidad, más moderno y  confortable, y unas mejores capacidades dinámicasdentro y fuera de la carretera.  Se distingue por su construcción de carrocería sobre bastidor (body-on-frame construction), duradera y resistente, y una de las claves de su  capacidad todoterreno. Con todo ello, el Land Cruiser se une a la renovación de modelos todocamino que recientemente también pasó por el Rav 4.

El nuevo Land Cruiser se mueve con un motor turbodiésel 2.8 D-4D de 130 kW/177 CV DIN, que puede elegirse tanto con caja de cambios manual de seis velocidades como con transmisión automática de seis marchas. Ofrece un consumo medio homologado de 7,4 l/100 km, 175 km/h de velocidad máxima y aceleración 0-100 km/h en 12,1 segundos.

Cuenta con un Sistema de Selección Multiterreno con un nuevo modo Auto, que se activa automáticamente con la función de Sistema de Avance Activo de cinco velocidades diferentes. También se han ampliado las funciones del Sistema de Visión 360º para incorporar Visión Bajo el Vehículo, Rotación de Visión Frontal, Visión Panorámica y Visor Trasero de mayor amplitud.

Incluye Toyota Safety Sense, el conjunto de tecnologías de seguridad activa y ayuda a la conducción de la marca. Combinando una cámara y un radar de ondas milimétricas,  Sistema de Seguridad Precolisión con Detección de Peatones, Control de Crucero Adaptativo , Avisador de Cambio Involuntario de Carril  y Control Inteligente de Luces de Carretera, entre los más destacados.

Exteriormente se ha renovado todo el frontal, incluyendo faros y pilotos, así como la oferta de llantas de aleación, potenciando su imagen robusta.El interior ha sido mejorado incrementando la funcionalidad y el confort.

Dentro, el conjunto de mandos ha sido optimizado ergonómicamente y el salpicadero cuenta con un nuevo diseño, integrando una pantalla de 8 pulgadas que permite manejar el sistema multimedia Toyota Touch 2 & GO, con navegador. Además, hay una pantalla multiinformación de 4,2’’, que se controlada mediante unos mandos ubicados en el volante.

El confort a bordo se ha potenciado con elementos como la ventilación en los asientos delanteros y la calefacción y la climatización en los asientos posteriores, los retrovisores exteriores con inclinación inversa y la nueva llave inteligente, entre otros.

La gama Land Cruiser 2018 incluye dos tipos de carrocería, de tres y cinco puertas, y cinco niveles de equipamiento, dos más enfocados a profesionales y flotas —NX y GX— y tres destinados a cliente particular —VX, VXL y LIMITED—.

Ya está disponible en la Red Oficial de Concesionarios de Toyota España. Matriculado como vehículo comercial, se comercializada desde 36.050 €, mientras que las variantes más enfocadas a cliente particular —VX, VXL y LIMITED— se comercializan a partir de 40.600 € con carrocería de tres puertas y desde 44.600 € con carrocería de cinco puertas.

COMPARTIR: