22 de octubre de 2019
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google+
Buscar
Publicidad Suscripción al boletín
Nos han contado

Nos han contado

EDCM

El nuevo oficio de Olvido Hormigos pone el verano al rojo vivo

13033_olvido_Hormigos.jpg

"TODO COMENZÓ con un érase una vez, o mejor dicho, érase dos veces… que a las mujeres en ocasiones, una sola, se nos queda corta". Así de explícita es Ovido Hormigos, y mucho más, en su nueva labor como escritora de relatos eróticos para la revista Interviú, en la que ha sido portada esta semana con unas explosivas imágenes en las que la exconcejala socialista de Los Yébenes (Toledo) aparece más salvaje que nunca. Su sección se llama "El intercambio" y, lo escriba ella o el "negro" de turno, lo cierto es que está poniendo el verano al rojo vivo.

Todo es ficticio pero hay ciertas alusiones en la narración que evocan capítulos de la vida propia de Hormigos. Con estos cuentos de erotismo subido tiene asegurados los ingresos del verano y la lealtad de sus seguidores más fieles.

Ofrecemos unos párrafos de este primer relato de El Intercambio para que el lector se haga una idea de lo que estamos hablando. La continuación la encontrará en el quiosco de prensa a un módico precio:

"Preparaban sus vacaciones, todo revuelto por la casa, miles de cosas por gestionar dejando para otro momento, muchos días ya, aquello que más alimentaba la relación: el sexo.

Él, Martín , era un hombre con la vida resuelta, lo que le hacía carecer de ganas de explorar nuevos horizontes y, lo peor para Selena, sin sangre para dar la cara y la talla todos los días en la cama.

Ella, por el contrario, transmitía pasión y erotismo, que unidos a su dulzura y sus ganas de darlo todo cada minuto, la convertían en una hembra deseable. Es verdad que las veces que se acostaban gozaban de un sexo magnífico, mezcla del buen hacer del chico y la perversión de la chica, pero todo volvía a la rutina y al aburrimiento cuando, extenuados, terminaban de eyacular".

COMPARTIR: