PIRAGÜISMO

Los conquenses desafiaron al frío con su particular San Silvestre en el río

En la gélida mañana del 31 de diciembre 100 personas volvieron a hacer historia en esta ya
consolidada regata navideña. Ni los siete grados bajo cero que a las 8 de la mañana marcaban los termómetros en la instalación del club conquense hicieron temblar a los 10 técnicos del club que prepararon con esmero el material junto a los dos técnicos de Cuencaventura así como a los voluntarios del club que ayudaron toda la mañana a que esta bonita forma de terminar el año se desarrollara de la mejor manera posible.

A partir de las 9:30 en la Playa Artificial se empezaron a reunir los intrépidos deportistas que entre villancicos y risas se enfundaron en neoprenos y vistosos disfraces que hicieron la
diversión de la mañana , el gran ambiente caldeo la temperatura de todos. 

Espléndida mañana soleada con un río transparente y caudaloso que hizo las delicias de todos
navegando hasta la presa de San Antón, donde todos los participantes disfrutaron del descenso asesorados por los técnicos y bajo la mirada atenta de múltiples conquenses que jalonaban tanto el puente como las riveras del río aplaudiendo y vitoreando a todas las embarcaciones, algunas sufrieron algún vuelco que arranco las sonrisas y aplausos de todos.

COMPARTIR: